Tecnología para gestionar tu empresa desde cualquier lugar

Gestiona tu empresa a distancia

El coronavirus cambió nuestra perspectiva sobre el trabajo. La labor presencial tuvo que ser sustituida por el home office que se convirtió en la única vía para proteger la salud de los empleados pero también para seguir operando a pesar de las restricciones. 

Los directivos de las empresas se movilizaron de manera oportuna para resolver la logística que implicaba el trabajo desde casa: desde disponer equipos y recursos entre los empleados hasta adquirir e implementar programas y aplicaciones que permitieran reorganizar el día a día laboral.

El objetivo era muy claro: seguir operando para garantizar la supervivencia de las empresas, pero evitando perjudicar a la fuerza laboral.

Es decir, con canales de comunicación que facilitasen el trabajo colaborativo; con una organización y distribución de tareas que evitaran fallos e ineficiencia; con acceso a información relevante para la toma de decisiones oportunas; con la seguridad necesaria para evitar la fuga de datos; y sobre todo intentando mantener la disponibilidad de productos y servicios entre los consumidores. 

La solución se encontró en el uso e implementación de tecnologías que ayudaron a la adaptación de la nueva realidad, demostrando que además de solucionar el trabajo a distancia eran capaces de optimizar la forma en que se gestionaba el propio negocio. 

En general, todos estos cambios marcaron una nueva configuración del aparato productivo, en el que la transformación digital pasó de ser una posibilidad a una necesidad para la  supervivencia y evolución de cualquier actividad en el entorno económico.

Tipos de tecnologías

De manera general podemos clasificar las tecnologías que facilitan el trabajo remoto en 2 grandes grupos: 

  1. Tecnologías relacionadas a canales de comunicación, programas de almacenamiento o de transferencia de datos, y demás aplicaciones con funcionalidades específicas.

  2. Tecnologías de organización, distribución y gestión de tareas dentro de la propia organización. 

Ahora bien, dentro de este último grupo se encuentran los sistemas de planificación de recursos empresariales (ERP por sus siglas en inglés) muy demandados desde el inicio de la pandemia y cuyo uso ha permitido cumplir con las tareas de las organizaciones a pesar de las dificultades del trabajo a distancia.

Los sistemas ERP son softwares que permiten el control y la administración absoluta de las actividades que conciernen al negocio; es decir, integrando todas las actividades realizadas por los distintos eslabones de la cadena productiva, maximizando los recursos y flexibilizando las rutinas de trabajo. 

Un ERP que te puede ayudar

Si estás interesado en un software ERP y  no tienes ni idea cuál podrías usar en tu empresa, te recomendamos Odoo.

Odoo es un software que se adapta a las necesidades de las empresas, tanto en su versión de código abierto como en su versión empresarial bajo licencia comercial. La herramienta está estructurada en módulos que cumplen funcionalidades específicas en áreas de ventas, finanzas, administración de sitios webs, recursos humanos, comunicación, marketing, entre otros. 

Una de sus mayores ventajas es que puedes personalizar la herramienta con los módulos que necesites, según tu nicho de negocio, presupuesto y  requerimientos. 

Si quieres conocer  más sobre Odoo:

Puedes solicitar una cita diagnóstico gratuita que incluye: 
1. Análisis de las necesidades de tu negocio.
2. Instancia de prueba totalmente funcional para validar la solución.

¿Qué es la Transformación Digital?
Breve repaso al concepto actual de Transformación Digital